Noticias

Lunes, 04 Enero 2021 06:27

La CIMP reclama a los laboratorios la devolución de la diferencia entre el precio autorizado y el pagado en situaciones especiales

Valora este artículo
(0 votos)

Una cláusula introducida por la Comisión Interministerial de Precios de los Medicamentos (CIPM) en los acuerdos para la financiación de nuevos medicamentos establece compromiso de devolución por parte del laboratorio comercializador de la “diferencia entre el precio actual en el programa de acceso en situaciones especiales y el precio acordado”.

Implica que los precios de compra de medicamentos por procedimientos de medicación extranjera, por ejemplo, que de forma habitual son superiores a los que luego se establecen en España, dejarían de tener relevancia, ya que, una vez acordado el precio, el Sistema Nacional de Salud (SNS) recuperaría el exceso de coste en el que hubiera incurrido. La situación previa suponía un incentivo a la CIPM para alcanzar un acuerdo de precio en medicamentos que se estuvieran utilizando por alguna de las vías especiales contempladas en la normativa.

Este acuerdo se refiere a burosumab (Crysvita), de Kyowa Kirin, que ha obtenido el visto bueno de la CIPM para su comercialización en España, pero con diversas condiciones. Entre ellas, más allá de esa devolución, destaca el acuerdo de pago por resultados revisable de forma anual, un coste máximo por paciente, seguimiento a través de Seguimed, revisión anual de las ventas y su introducción en Valtermed para recopilar la información necesaria para todo ello. Este medicamento está indicado para el tratamiento de la hipofosfatemia ligada al cromosoma X con signos radiográficos de enfermedad ósea en niños de 1 año y mayores y adolescentes con el esqueleto en crecimiento.

Por otro lado, la CIPM ha aprobado otros medicamentos como conestat alfa (Ruconest), comercializado por Pharming para el tratamiento de las crisis agudas de angioedema en adultos y adolescentes con angioedema hereditario (AEH); la jeringa precargada de buprenorfina Buvidal, comercializada por Camurus para el tratamiento de la dependencia de opioides; y glucagón (Baqsimi), de Lilly, para el tratamiento de la hipoglucemia grave personas con diabetes mellitus mayores de 4 años.

Fuente: Diariofarma

Visto 368 veces